Acerca de esta colección

Juguetes de Madera Dasos


Cualquiera puede observar cómo el juego, además de una actividad enfocada a la diversión, es también una fuente repleta de conocimientos.

Desde que somos muy pequeños exploramos y tocamos todo cuanto tenemos a nuestro alcance a través del juego y de los juguetes. De hecho, en el juego se encuentra la forma más primitiva de aprendizaje, siendo una fuente de conocimientos que nos prepara para la vida que vendrá después y otorgándoles herramientas que nos permiten entender el mundo.

Además los niños nacen con ganas de socializar, pero es a través del juego cómo aprenden realmente el valor de esas relaciones sociales y por lo tanto, el significado de cuidarse unos a otros. Jugar es la forma más directa en la que los niños pueden conectar entre sí y con el mundo que les rodea.

Todos hemos disfrutado de ciertos juguetes tradicionales que nos han entretenido a través de los años y las generaciones. Antes de la incursión de las tecnologías, estos juegos eran imprescindibles y, si bien es cierto que han perdido terreno, sus valores siguen intactos, al igual que sus capacidades para divertir.

Juguetes de Madera para niños


Es innegable que hoy en día las tecnologías ya forman parte de nuestra vida tanto como la de los más pequeños desde bien temprano, un añadido que tiene sus pros y contras, especialmente si no apostamos por la coexistencia entre la tradición y la novedad.

Smartphones, tabletas, ordenadores y videoconsolas son tan solo algunas de las actividades de ocio a las que más recurren los niños hoy en día. Pero las evidencias científicas añaden que, además de desarrollar la falta de paciencia y una gran dependencia por estas tecnologías, el uso excesivo e inadecuado de aparatos electrónicos aumenta la prevalencia de ciertas enfermedades como miopía.


Como contrapartida, existen fabulosas alternativas para que los hijos disfruten de una manera más sana y consciente de su tiempo libre. En lugar de quedar atrapados entre pantallas o para no acumular cientos de juguetes de corto uso, hay empresas que aún apostamos por opciones sostenibles con las que educar a nuestros niños.

Si aún no conoces la filosofía de los juguetes Montessori, debes saber que están diseñados para ayudar al niño en el desarrollo de su creatividad y autonomía. Los juguetes Montessori ofrecen una doble finalidad: por un lado cumplirá con la función básica de un juguete, entretener y divertir al niño, al mismo tiempo que añaden un importante valor más que los hace completamente diferentes del resto: los juguetes Montessori están enfocados a potenciar el aprendizaje de los niños.

Además, no debemos olvidar que uno de los aspectos fundamentales de estos juguetes es que están elaborados con materiales naturales y deben ser respetuosos con el medio ambiente, sostenibles y en algunos casos reciclados. Es por ello que los juguetes de madera son los que más se ajustan a esta metodología.

Con estos juguetes, los niños aprenden del mundo que les rodea a través del tacto, la vista, el oído... y consiguen potenciar su creatividad, lógica, concentración, habilidades, psicomotricidad... Agudizan los sentidos mientras aprenden normas dentro del propio juego.

Durante el juego el niño es el encargado de dirigir la actividad, decidir qué va a hacer con la herramienta que le hemos proporcionado. Con ello conseguirán identificar sus sentimientos, aprenderán a ser pacientes y superar la frustración, resolución de problemas…Al no haber una forma o ritmo de juego establecido, los niños deben investigar, explorar, descubrir, practicar, probar… aprender.

Por todo ello, la elección de los juguetes y sus materiales es un factor clave. Los juguetes pueden ser divertidos, originales, didácticos y garantizar el respeto por los materiales naturales.


Los juegos y juguetes tradicionales son herramientas educativas que permiten a los niños descubrir el valor de la colaboración, a plantear nuevos retos que implican esfuerzo y superación, ayudan a socializar, mejoran el contacto con la naturaleza, permiten disfrutar al aire libre... ¡Las sensaciones que toda infancia necesita!

 

Juguetes de Madera Artesanales


Por esta razón si hablamos de juegos tradicionales para niños, los que están elaborados en madera son los imprescindibles: atemporales, sencillos y capaces de proporcionar horas y horas de entretenimiento y aprendizaje. Además, los juguetes de madera son la alternativa sostenible al plástico por excelencia, diseñados en nuestro caso con materiales reciclados y libres de tóxicos, que protegen el medioambiente mientras acompañan el crecimiento de los más pequeños.


La simplicidad de los juguetes de madera unida a su calidad, son fundamentales para el desarrollo de nuestros hijos, pues el tacto directo con la madera, así como su característico olor, motiva sus sentidos más que cualquier otro material. Por ello, nuestros juguetes de madera hechos a mano con materiales sostenibles son ideales para el progreso de nuestros hijos.


Ahora observa tu alrededor, ¿Cuántos juguetes en el mercado son casi un 100% componentes de plástico? La belleza de un juguete y sus coloridos acabados en muchas ocasiones prevalece frente a su seguridad.


Pero debemos tener muy en cuenta que los niños son muy vulnerables a los tóxicos que hay a su alrededor; para los más pequeños, llevarse a la boca todo lo que tocan es su modo de descubrir el mundo, pero con ello pueden estar ingiriendo o inhalando gran cantidad de sustancias nocivas.


Las materias primas naturales, no tóxicas y biodegradables forman parte de las alternativas al juguete recubierto con estos elementos plásticos. Se trata de objetos realizados con materiales reciclados y sostenibles que nos demuestra, especialmente a los adultos, que existen otras alternativas realizadas con materias primas naturales, no tóxicas y biodegradables.


No debemos obviar que la calidad de los juguetes hechos con madera es muy superior a los elaborados con plástico, además de ser lo suficientemente buena como para que, a diferencia de aquellos que apenas duran un par de meses, duren tanto años como para que se conviertan en un juguete heredable.


Nuestros juguetes ecológicos cuentan además con una característica única, y es que están fabricados con materiales naturales, seguros y resistentes. Nos preocupamos por el origen de los juguetes y sus acabados, y eso es lo que primamos a la hora de incorporarlos a nuestro catálogo.

Por ello diseñamos y producimos a mano nuestros juguetes utilizando como material principal la madera maciza procedente de árboles que no han sido talados para tal fin, sino de la madera recuperada de podas, árboles caídos o materiales recuperados de economía circular.

El acabado final de nuestros juguetes se realiza siempre con aceites naturales y/o ecológicos libres de tóxicos, que aseguran un contacto completamente seguro durante el juego de los más pequeños.


Por último y ante todo, debemos recordar que los niños no necesitan tantos juguetes, y cuantas más cosas hacen estos juguetes, menos imaginación utilizará el niño. Por esta razón, la prioridad ante la compra de juguetes debe ser que sean sanos, con garantía de no contener tóxicos, de diseño sencillo para ayudar a desarrollar su lado más creativo y fabricado en materiales naturales y de calidad, a ser posible con garantía de que la materia prima usada procede de una gestión sostenible.

Filtro

Filter by price

    Filter by color

      Filter by size

        Search by Tags

        Buscar nuestro sitio